Recordar es volver a pasar por el corazón. Hoy, que ya no viven mis padres ni ninguno de esa generación, me corresponde a mí recordar la vil muerte de mis abuelos y de mis tíos

https://www.larazon.es/memoria-e-historia/20201127/3rnbxuwf5vbmjbsaojinianu6y.html