Los cronistas otomanos dejaron escrito que la lucha naval estaba controlada hasta que la meteorología les dio la espalda; a lo que se sumó la muerte de su líder, Alí Pachá, que desató el caos entre los soldados

https://www.larazon.es/cultura/historia/20211017/snhaoi3icrhd3otzlli4yvrxeq.html