La intensidad del periplo del cuadro ha propiciado que su aventura diera comienzo en Tahití y terminara en un búnker de Andorra

https://www.larazon.es/cultura/20210129/a5erlttcfvapbge3g5r3iyvu3m.html